Curetaje dental

Curetaje dental

Índice

Hoy existen una gran cantidad de tratamientos bucodentales a los que se puede recurrir según cada afección. Por ese motivo es importante conocer cada uno de ellos para aprender a diferenciarlos. En especial cuando te hablan de un curetaje dental, pues es fácilmente confundido con una limpieza dental.

¿Qué es un curetaje dental?

Empecemos hablando sobre el curetaje dental qué es. Se trata de un raspado o alisado radicular que se realiza con la intención de tratar la piorrea. Es un tratamiento considerado como una limpieza dental mucho más profunda, ya que se encarga de eliminar toda la suciedad y sarro que se encuentra en la parte subgingival.

Esto quiere decir que con este tipo de limpiezas se llega hasta el interior de las encías. Por eso se recurre a este tipo de curetaje cuando se ha acumulado sarro incluso por debajo de las encías y se han formado las conocidas como bolsas periodontales.

Diferencia entre limpieza dental y curetaje

Para comprender un poco más este tipo de raspado dental, es fundamental establecer la diferencia entre la limpieza dental y el curetaje. Por suerte, se tratan de dos tipos de procedimientos que, aunque sean similares, tienen características muy específicas.

Por un lado, tenemos que la limpieza dental es un tratamiento preventivo con el que se elimina todo resto de suciedad o bacterias de la cavidad bucal. Mientras que el curetaje dental es recomendado solamente para aquellos pacientes que padecen de periodontitis. Ya que se centra en ser una limpieza de encías profunda.

¿Cuándo he de hacerme un curetaje dental?

Recurrir a un curetaje de encías hay que hacerlo solamente cuando padezcas un caso de periodontitis, como mencionamos con anterioridad. Pero, además de esto, puede que tu dentista te programe algunos curetajes de mantenimiento.

Esto dependerá de la causa de tu periodontitis y de la gravedad de tu caso personal. Según esto, puedes tener que repetirte el curetaje a los cuatro o seis meses después de la primera sesión.

¿Cómo se realiza un curetaje dental?

 

Curetaje-de-encias

En la realización de un curetaje de encías el dentista deberá seguir una serie de pasos para realizar un curetaje dental, y son:

Análisis de la zona afectada

Empezaremos haciendo un análisis en el área afectada. Para esto se recurre a una prueba genético bacteriológico que le permitirá al dentista reconocer los tipos de bacterias que están causando la afección.

Este tipo de análisis es rápido y completamente indoloro. Además, le será de ayuda al profesional a cargo de tu caso para recetarte un antibiótico que vaya disminuyendo la infección.

Anestesia para el curetaje dental

Ahora bien, antes de comenzar con el curetaje periodontal, se le debe aplicar anestesia local al paciente. De ese modo, podrá estar tranquilo y no sentirá molestias durante todo el procedimiento.

Raspado de las piezas dentales

Después se procederá al raspado dental. Para esto se implementan unas herramientas odontológicas conocidas como curetas. Gracias a su forma y tamaño, son las idóneas para eliminar todo lo que se encuentre debajo de las encías.

Pulir piezas dentales tratadas

El siguiente pasado será realizar un alisado radicular. Este paso no es más que pulir la superficie de las piezas dentales. De modo que queden bien lisas y no se genere ninguna imperfección a nivel de estética dental.

Duración del tratamiento de un curetaje dental

Una de las dudas más frecuentes en los pacientes ante una limpieza de encías, es su duración. Debes saber que, para este tratamiento, deberás recurrir a dos citas.

Esto se debe a que se realiza el curetaje por cuadrante, para mayor comodidad del paciente. En vista de que la cavidad bucal tiene cuatro cuadrantes, en cada sesión se tratan dos cuadrantes. Además, cada cita suele tener una duración de una hora y media aproximadamente.

¿Causa molestias el curetaje dental?

Otra pregunta bastante común tiene que ver con si el curetaje dental duele. Por suerte, la respuesta a esta pregunta es no, gracias a que es un tratamiento para el que se aplica anestesia.

Además, después del procedimiento, es muy poco frecuente padecer dolores. Es posible que puedas presentar un poco de sensibilidad dental, pero este suele ser un tratamiento que no presenta complicaciones o molestias mayores.

Y ¿después del curetaje?

 

Raspado dental

Ahora bien, si ya has pasado por toda la sesión del curetaje encías, entonces es el momento de saber qué hacer después de este procedimiento. Aunque las molestias no suelen ser mayores, hay algunos aspectos con los que debes tener cuidado:

¿Qué puedo comer después del curetaje dental?

Debido a la leve sensibilidad dental que puedes tener después de este tipo de limpieza, debes evitar los alimentos muy fríos o calientes. Ya que estas dos temperaturas extremas pueden incrementar tu sensibilidad dental.

¿Necesita cuidados especiales?

Los cuidados especiales no suelen ir más allá de la ingesta de antiinflamatorios en casos de inflamación y el uso de todo tipo de productos dentales para una mayor limpieza diaria después de este procedimiento.

Recomendaciones para evitar necesitar uno

Por supuesto, hay algunos consejos que puedes seguir en tu día a día para evitar necesitar un curetaje dental. De ese modo no tendrás que pasar por este tipo de situación, y mucho menos tendrás que gastar debido al curetaje dental precio.

Por lo tanto, si quieres cuidar bien de tus dientes para no tener que necesitar de un raspado dental, debes seguir estos consejos:

Cepillado dental

Por supuesto, todo lo relacionado con la higiene de la cavidad bucal es fundamental. Así que no olvides de cepillarte muy bien los dientes después de cada comida.

Hilo dental

Ten en cuenta también que el uso del hilo dental también es de gran ayuda. En especial si lo pasas muy bien por toda la unión entre las encías y las piezas dentales.

Enjuague bucal

Si cuentas con un buen enjuague bucal no dudes de utilizarlo. Este es otro producto cuyo uso, acompañado con el cepillado y el hilo dental, te permitirán limpiar muy bien toda tu boca.

Acudir al dentista de forma periódica

Por último, no te olvides de visitar cada cierto tiempo al dentista. Al visitar dos veces al año al odontólogo podrás limpiar de forma profunda tu cavidad bucal. Así que, si ya te toca visitar al dentista, desde nuestra sección de contacto podrás agendar tu cita con tiempo.

¿te ha gustado? compartelo en tu red social

Facebook
Twitter
LinkedIn

También pude interesarte

NO TE VAYAS SIN RESERVAR TU CITA!!

CLÍNICA GETXO

Contacta mediante WhatsApp con la Clínica de Getxo

639 225 367

CLÍNICA DE BILBAO

Contacta mediante WhatsApp con la Clínica de Bilbao

631 276 578

Abrir chat
Hola
¿En qué podemos ayudarte?